Viernes de Arena México, viernes de nostalgia

Conteo de 20 segundos por Edrich Ballesteros

Este viernes se celebró en la Arena México una función con verdaderas leyendas de la lucha libre mexicana, una ocasión que quizás no se repita en mucho tiempo, o por lo menos no con quienes esta vez participaron, una Arena México con una excelente entrada, demostró que la nostalgia vende, y vende bien.

Sería ilógico esperar que Super Muñeco o Super Astro hicieran lo que hacían hace 30 años, que Canek haría un press militar, que Mano Negra en su despedida daría una lucha inolvidable, o que el Rayo de Jalisco Jr se lanzaría en tope entre segunda y tercera, no, nadie esperaba eso, pero bastó con verlos para recordar por qué nos gusta la lucha libre.

Yo soy de esa generación que vivió los duelos del Satánico contra el Dandy, a veces por campeonato, a veces por cabellera, lo vi contra Lizmark (Q.E.P.D.) vi a Fuerza Guerrera en su apogeo (aunque el señor sigue derrochando calidad sobre el ring) y lo recuerdo en aquel triangular de mascaras con Octagón y Huracán Ramirez, donde éste último perdió y conocimos a quien después se haría llamar Huracán Sevilla.

Vi a Villano IV junto a sus hermanos dar luchas encarnizadas junto a sus hermanos, vi a Solar mucho antes de ser considerado leyenda allá en el Toreo, igual que vi a Ricky Boy allá por el Pavillón Azteca y ni qué decir de El Gallego, Mr. Condor y Rocky Santana que salieron hoy en la primer lucha y fue de las mejores de la velada.

Claro que vi a Máscara Año Dos Mil enfrentando al Rayo de Jalisco Jr, soy de la época donde Canek enfrentaba a Hulk Hogan en el Toreo, crecí con Tinieblas y Alushe, (que fue de los más ovacionados) y quieran o no, eso te trae nostalgia pero a la vez, te hace sentir afortunado de haber sido testigo de ver a todos esos personajes en un ring recibiendo el aplauso de la gente.

Era muy notorio el cambio de ritmo entre las luchas de las leyendas y la de gente como Star Jr, Hechicero, del mismo Negro Casas que cada vez que aparece en el ring, hace ver que la Arena México es su casa porque la gente lo apoya como a ninguno, sin embargo, no por eso se vieron mal, como muchos otros que se agradece que suban a un ring, pero que preferiríamos mejor quedarnos con el recuerdo de lo que fueron y no de lo que queda ya.

Y hablando de nostalgia, muchos recordamos a Héctor Garza cuando se oyó el que fue su tema de entrada por tantos años y que ahora, el CMLL decidió usarlo como presentación para Bandido, algo que quizás no a todos agradó, pero así son las cosas en la ‘Seria y Estable’.

Recordar es vivir, y sin duda, esta función nos llenó de vida con tanto recuerdo, es complicado pensar en quién más pudo haber participado en esta función que tenga la calidad de leyenda (que insisto, no es lo mismo que maestro o ídolo) pero con lo que vimos bastó, y de sobra, para sacar a flote esos viejos años donde la lucha libre, nos hacía soñar que el tiempo no pasaría y que nuestros ídolos serían los de siempre.

El tiempo no perdona, pero el amor cuando es sincero, se vuelve eterno, y muchos, desde tiempo atrás, nos enamoramos de la lucha libre…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s