Saltar al contenido.

Descanse en paz el Dragón Chino II, y que su vida sirva de ejemplo a los que están y a los que vienen

Conteo de 20 segundos por Edrich Ballesteros

Triste noticia de verdad, saber que Alejandro Gómez Barrientos mejor conocido como Dragón Chino II ha partido de este mundo terrenal, y la mejor manera de honrarlo, es aprendiendo de lo que él dejó en vida.

En su momento, lo tuvo todo, fama, fortuna, el reconocimiento de muchos dentro del gremio, y él, como muchos, no supo rodearse de la gente adecuada, lo cual se demostró en el momento en el que por una lesión, tuvo que retirarse.

Dicho de propia voz del Dragón Chino II, dicha lesión le provocaba ataques de ansiedad, vértigo, no podía hacer viajes largos porque se mareaba mucho, la luz le molestaba en ocasiones, y así vivió sus últimos momentos.

Aunado a problemas respiratorios en su momento, todavía publicó en su facebook que se sentía muy mal, pero que las clínicas estaban saturadas por enfermos de Covid-19, que rogáramos por su salud ya que el quería salir de esto y quería volver a ver a sus amigos.

No pudo ser

Toda esa gente que en su momento le juró amistad eterna, no estuvo presente en sus momentos de más angustia y soledad, sin dinero, enfermo y con problemas, así terminó un hombre que dio su vida cada vez que pisó un ring.

En lo personal, mi primer contacto con él, fue cuando por una recomendación, acudió a mí, vía telefónica para un problema respecto al despojo de un inmueble, en ese momento decidí apoyarlo, pues me comentaba que tenía un abogado que nomas le daba largas, que luego ya ni le contestaba, que ya le había cobrado mucho dinero y que él no veía claro, y que tenía fe de recuperar ese inmueble para con eso, solventar sus gastos de salud.

Decidí apoyarlo y su esposa vino desde Puebla a la CDMX, lugar donde se encontraba la demanda hecha, esa que su abogado le decía que ya era cuestión de días para que le entregaran el inmueble en cuestión, así que muy temprano, su esposa y yo nos vimos ahí, en la esquina de Niños Héroes y Doctor Lavista, si mal no recuerdo, fue un jueves.

De inicio no coincidiamos, y el señor Dragón Chino II me llamó diciéndome que ahí estaba ya su mujer, y bueno, con referencias y demás nos pudimos encontrar.

Ella era parte de dicho juicio, así que estaba autorizada para verlo, por lo que acudimos al juzgado en cuestión y nos llevamos la terrible sorpresa de que no les habían dicho la verdad, lo que estaba ahí era parte del procedimiento, pero no había una sentencia que les dijera que ya se les entregaría el inmueble, cosa que le expliqué a la señora en ese momento.

Cuando bajamos, ella se sintió tranquila por al menos ya conocer la verdad, me ofreció pagar mi consulta pero le dije que no, pues sabía de los problemas económicos por los que estaban pasando y bastante hizo con pagar el viaje de Puebla hacía acá solo para llevarse esa noticia, por lo que posteriormente el Dragón Chino II me llamó para agradecerme y cotizar cuánto le cobraría yo por su problema, ya no se tocó el tema jamás.

Sus últimos días

Con problemas de salud y abandonado a su suerte, comenzó a vender máscaras, equipos, incluso buscó quién le rentara el nombre de Dragón Chino II, Dragón Chino II Jr, El hijo del Dragón Chino II, rifó máscaras de otros luchadores de la época que él conservaba, en fin, buscó muchas maneras de salir adelante en sus gastos, y al final perdió.

Y esa debe ser la mayor enseñanza que nos deje su partida, que en esta vida, mientras somos importantes y famosos, muchos querrán estar a nuestro lado, nos jurarán amistad por siempre, nos harán creer que cuando les necesitemos ahí estarán.

Cuando se va la fama y el dinero, también se van las falsas amistades, así ha sido y así será, por ello, para los luchadores y para cualquier persona, ojalá aprendamos de esto, y sepamos elegir mejor a nuestras verdaderas amistades.

Descanse en paz el Dragón Chino II.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: